# Neumáticos todo tiempo

Cómo funcionan los neumáticos all-season

Lo que necesitas saber sobre los neumáticos all-season

Datos rápidos

Lo que debes saber sobre los neumáticos all-season

  • Combinan lo mejor de los neumáticos de verano y de los de invierno en un solo neumático all-season, que rinde bien tanto en condiciones meteorológicas cálidas como frías, tanto húmedas como secas.
  • Los neumáticos all-season permiten que los conductores puedan utilizar el mismo juego de neumáticos durante todo el año, sin necesidad de cambios estacionales.
  • El clima local es clave. Los neumáticos all-season han sido desarrollados para funcionar bien con climas más templados.
  • La revisión y el mantenimiento regular de tus neumáticos es la forma de garantizar un rendimiento y seguridad óptimos.
Water flowing along the street curb during heavy rain. Close up of splashing raindrops and air bubbles.

Así, los neumáticos all-season combinan la tecnología de los neumáticos de verano y de los de invierno para crear un neumático robusto y versátil que rinde mejor en condiciones meteorológicas moderadas. Echemos un vistazo a este polivalente neumático.

Una alternativa al cambio entre neumáticos de verano y de invierno

Los neumáticos de temporada ofrecen el mejor rendimiento en las condiciones para las que fueron diseñados específicamente. Pero para muchos conductores, cambiar los neumáticos cada seis meses puede ser un inconveniente. Así que, si conduces en un clima moderado, los neumáticos all-season podrían ser para ti. Pueden montarse una vez y luego, simplemente, permanecer en el coche llueva, haga sol o, incluso, haya una ligera capa de nieve.

¿En qué se diferencian los neumáticos all-season del resto?

Los neumáticos all-season de Continental combinan las prestaciones de los neumáticos de verano y de los de invierno, ofreciendo una solución híbrida que proporciona a los conductores lo mejor de ambos mundos si no conducen en condiciones meteorológicas extremas.

Presentan una profundidad de la banda de rodadura, que no es ni demasiado superficial ni demasiado profunda, manteniendo al conductor en pleno control durante todo el año.

El compuesto adaptable all-season ofrece al conductor unas prestaciones de primer nivel en carreteras nevadas y húmedas en invierno. Gracias al diseño flexible de la banda de rodadura, con hombros abiertos con un mínimo de laminillas, los neumáticos all-season ofrecen un buen rendimiento de frenado en las carreteras secas y húmedas de verano.

En general, lo más importante es recordar que los neumáticos de verano y los de invierno están diseñados específicamente para ofrecer un rendimiento óptimo en condiciones meteorológicas determinadas, mientras que los neumáticos all-season pueden soportar cómodamente todas las condiciones meteorológicas, excepto las más extremas.

Woman leaning at open car door, Cologne, NRW, Germany

¿Para qué son adecuados los neumáticos all-season?

Para desplazamientos en climas templados, los neumáticos all-season podrían ser una opción más conveniente. Esto es válido para una gran variedad de vehículos. Tanto si conduces un sedán, un compacto o un SUV, nuestros neumáticos all-season cuentan con dimensiones compatibles.

Con unas prestaciones mejoradas para reducir la resistencia a la rodadura, nuestros neumáticos ofrecen una significativa disminución del consumo de combustible, lo que los convierte en una alternativa adecuada también para los vehículos eléctricos.

En algunas partes del mundo, es posible que los neumáticos deban cumplir con los requerimientos del marcaje 3PMSF (montaña de tres picos copo de nieve, en sus siglas en inglés). Eso también lo tenemos cubierto. Así que, aunque solo recomendamos los neumáticos all-season en climas suaves, todos nuestros productos all-season están homologados para su uso en invierno.

Mantenimiento de los neumáticos all-season

Al igual que cualquier otro neumático, los neumáticos all-season necesitan un mantenimiento regular. No solo mejorará la manejabilidad, la tracción y el rendimiento de tu vehículo para una conducción cómoda, sino que también ayudará a aumentar su duración. Así que, tanto si tienes neumáticos de invierno como de verano, neumáticos runflat o neumáticos all-season, recuerda siempre hacer lo siguiente:

  •  Comprueba la presión de los neumáticos regularmente y consulta siempre el manual del vehículo para conocer la presión recomendada en los neumáticos delanteros y traseros.
  • Incluso si tienes un sensor  TPMS en tu vehículo, Continental recomienda comprobar la presión de los neumáticos una vez cada dos o cuatro semanas como medida de precaución rutinaria.
  • Cuando midas la presión, revisa siempre también la profundidad del dibujo  comprobando los indicadores de desgaste de la banda de rodadura de los neumáticos o utilizando un medidor de profundidad de la banda de rodadura.

¿Estás buscando un taller?

Conoce los datos clave sobre los neumáticos para todas las estaciones y descubre si son adecuados para ti.